Intel no reconoce que el AMD Ryzen le ha comido una parte del pastel

Que los AMD Ryzen, la nueva familia de procesadores, han sido todo un acierto de AMD, y un gran éxito de ventas desde su lanzamiento es algo innegable. Basta con recordar la escasez de placa bases para esta gama de micros. Sin embargo, lejos de preocuparse, Intel afirma que Ryzen no ha afectado los beneficios de la compañía.

El efecto AMD Ryzen en la cuenta de resultados de Intel

El dilema llega cuando se analizan los últimos resultados financieros de Intel. El pasado trimestre (Q1 2017), los ingresos de la compañía crecieron un 8 por ciento respecto al mismo periodo del año pasado, generando 14.800 millones de dólares. Sin embargo, desde el lanzamiento de Ryzen, las ventas de procesadores de escritorio de Intel han caído un 7 por ciento. La realidad es que los beneficios generados proceden, en su mayoría, de la venta de módems a Apple. Es gracias a estos ingresos generados, el buen aspecto de los datos financieros.

AMD Ryzen

Las respuestas de Intel

Mark Hibben, analista de mercado de Seeking Alpha, quien conversó con el encargado de gestión de Intel, ha dicho:

Cuando se le preguntó sobre el impacto competitivo de AMD durante la conferencia telefónica, la gerencia de Intel afirmó que: “no había visto nada inusual”. Pero es probable que al menos parte de la disminución de la venta de procesadores de escritorio, en un 7%, se debió al impacto de Ryzen.

Esta disminución en las ventas de CPUs de escritorio, se estima en una pérdida de alrededor de 150 millones de dólares. Dato que contrasta con la información suministrada por AMD, que afirma que el aumento de las ventas de procesadores de escritorio, les ha reportado ganancias por un valor de 152 millones de dólares. No hay que ser ningún broker de wall street para darse cuenta que, lo que uno pierde, lo gana la competencia.

Suponiendo que las plataformas de escritorio generen alrededor del 40% de los ingresos de la plataforma CCG, (como estimación aproximada de los datos de Statista), esto implica que Intel ha perdido unos ingresos de 150 millones de dólares, en la plataforma de escritorio. Algunos, o todos, de estos ingresos pueden haber sido transferidos a AMD, en forma de ventas de Ryzen

AMD Ryzen

Intel no ha perdido la oportunidad de anunciar que su familia de procesadores de escritorio bajará de precio de este año. Una evidencia de que trata de ajustar los márgenes, en un intento de frenar la popularidad y las buenas ventas que goza la plataforma AMD Ryzen.

Vía | Eteknix

Nos gustaría tener tu opinión

      Deje una respuesta

      Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de medios sociales, de publicidad y de análisis web. Más información

      ACEPTAR
      Aviso de cookies